Fuego, fuego, fuego es lo que quiero
Dámelo, dámelo Señor.
Todas las promesas fieles espero
Que me des el fuego del Consolador